Encuentro de estudio de metodología histórica

Sam Phran (Tailandia). Las Hijas de María Auxiliadora de Tailandia organizaron, los días 8-9 de febrero de 2019, un Seminario de estudio de Metodología histórica. Gracia Loparco, FMA, Docente de Historia de la Iglesia en la Facultad Pontificia de Ciencias de la Educación “Auxilium” y miembro del Centro de Estudios FMA, gestionó y animó las dos jornadas. En el Centro de Conferencias de Sam Phran participaron 37 FMA de la Inspectoría “Sta. Maria D.Mazzarello”, entre las cuales varias exalumnas de la Facultad, en un clima de diálogo, de reflexión y de aprendizaje.

En la introducción nos centramos en la acción de recordar y narrar, para reconocernos y renovar, redescubriendo la relación estrecha entre memoria e identidad, tanto a nivel personal como institucional. En consecuencia, surgió la necesidad de cuidar la documentación y de explicar la historia comunitaria. La cultura actual no es ciertamente favorable a esta visión, con consecuencias evidentes. Sin detenernos en los lugares comunes, la historia es raíz de futuro, porque la experiencia de los que nos han precedido, en los éxitos, en las fatigas y en los fracasos, en un ambiente distinto de hoy, puede ayudar a madurar un sentido crítico, creativo y responsable hacia el presente, inédito. La historia se entiende como conocimiento del dinamismo propio de la vida, no como invitación a una repetición de formas, que podría frenar la disponibilidad a  mirar con atención al cambio necesario.

Entrando en los significados, se profundizó en cómo la formación a la consciencia histórica es la condición para cuidar la sensibilidad y la cualidad del conocimiento histórico. La reflexión se desarrolló después en algunas etapas: documentar la vida y la misión; conservar y ordenar la documentación, distinguiendo la tipología de las fuentes; utilizar la documentación, promover la investigación en los distintos archivos religiosos, eclesiásticos en general y civiles, centrales y periféricos.

La evolución de la mentalidad sobre el valor de la vida consagrada se refleja en el contenido de un archivo; en qué debería haber; qué no se debería eliminar, dispersar, destruir, sino almacenar cuidadosamente. Una experiencia educativa se concreta en la aportación de las personas, además de la comunidad, de la sociedad y de las Instituciones. En la medida en que la documentación sea buena, puede destacar la obra de las FMA como respuesta evangélica a la necesidad de humanización de la vida.

Un signo de este camino en curso en el Instituto es la atención dedicada a publicaciones de cualidad historiográfica creciente; la actividad de la Asociación de los Cultores de Historia Salesiana (distintos materiales ACSSA en el sitio www.sdb.org, y  sobre todo en los archivos; distintos estudios promovidos en el “Auxilium” y del Centro de Estudios sobre las FMA, que se ha comprometido a hacer disponible un material variado.

Como conclusión, surgió la necesidad de sensibilizar en este tema a todas las FMA y los laicos que colaboran en las obras. Sensibilizar y formar en la importancia de la memoria de una Institución, por su fecundidad y actualización, asumiendo cada uno la responsabilidad de la documentación según su propia oficina (documentación producida y recibida); de conservar con cuidado “los tabernáculos de la memoria”, que son los archivos.

El Seminario, a través de distintas actividades, despertó en cada participante la consciencia de ser parte viva del Instituto FMA, de una misión que se transmite a través de las generaciones, para el bien de los jóvenes.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.