Roma (Italia). El 2018 es el IV año en el que el 1° de septiembre se celebra, a nivel mundial, la Jornada de oración por el cuidado de la Creación, en unión con los hermanos y hermanas ortodoxos y con la adhesión de otras Iglesias y comunidades cristianas. Este horizonte ecuménico reafirma la importancia de trabajar juntos para reforzar el compromiso de cuidar “la casa común”.

La Conferencia Episcopal Italiana (CEI), que desde hace trece años celebra en esta fecha la “Jornada Nacional por el cuidado de la Creación”, ha elegido para el 2018 el tema “Cultivar la alianza con la tierra, inspirándose en la página del Génesis en la cual Dios afirma: “Mientras la tierra permanezca, la siembra y la siega, el frío y el calor, el verano y el invierno, el día y la noche, nunca cesarán” (Gen. 8, 22). «Este será el signo de la alianza que establezco con ustedes, y con todos los seres vivientes que los acompañan, para todos los tiempos futuros” (Gen. 9, 12). El arco en las nubes recuerda la fidelidad de Dios, invitando a vivir iluminados por el “Evangelio de la Creación”.

El Papa Francesco, en el mensaje de este año, ha dicho: “Deseo llamar la atención sobre la cuestión del agua, bien primario que se ha de proteger y de poner a disposición de todos”. La defensa de lo que se ha definido como el “oro azul” está en el centro de las preocupaciones del Papa desde hace mucho tiempo. En varias ocasiones ha reafirmado: “Toda persona tiene derecho de acceder al agua potable y segura”. Este es “un derecho humano esencial y una de las cuestiones cruciales del mundo actual”. Su augurio es, por tanto, encontrar las vías para salvaguardar este bien precioso para el futuro de la humanidad.

Los líderes religiosos cristianos invitan a participar en el Tiempo de la Creación del 1 de septiembre al 4 de octubre, periodo dedicado a profundizar su relación con el Creador, la relación del uno con el otro y con toda lo creado. Este es el Tiempo de la Creación, inaugurado en 1989 cuando el Patriarcado Ecuménico de la Iglesia Ortodoxa reconoció el día de oración por la creación. Este día ahora es reconocido por la amplia familia ecuménica.

Para observar el Tiempo de la Creación y en sintonía con la Oración Ecuménica por la Creación en Asís (31 de agosto – 1 de septiembre de 2018), la Conferencia de las Iglesias Europeas (KEK) y el Consejo de Conferencias Episcopales de Europa (CCEE) piden a los cristianos y a sus comunidades que oren y se hagan cargo de cuidar la creación. El tema de este año es “Caminar juntos“: un camino compartido para un mejor cuidado de la creación.

“La estación de la Creación” es para la familia cristiana, más allá de cualquier denominación, una oportunidad para celebrar juntos a Dios como Creador, para expresar nuestra común gratitud por el regalo de toda la vida, para traer a Dios nuestro arrepentimiento por el abuso de nuestro medio ambiente y nuestros recursos naturales, para tomar conciencia de nuestra responsabilidad hacia todos los seres humanos y hacia la creación, y comprometemos a actuar. Para profundizar nuestra relación con Dios, debemos profundizar nuestra relación con los demás y con toda la creación “(Rev.).Christian Krieger Presidente de KEK).

“La ecología ambiental requiere una ecología integral, es decir, también una ecología humana, el respeto por la dignidad de cada persona humana, de la vida y de todo lo que esta conlleva; la vida desde el comienzo de la concepción hasta la muerte natural, son parte de este compromiso con la ecología integral. Desde esta perspectiva, todos los cristianos – y por lo tanto la reunión de Asís es particularmente expresiva y significativa – se encuentran a la luz de la misma fe y de la misma responsabilidad. Unidos, naturalmente, con todas las personas buena voluntad en todo el mundo, porque hablar y mirar con amor y cuidar a la persona humana, a los pueblos y a las naciones dentro de un contexto universal, ecológico y apropiado es ciertamente parte de la responsabilidad universal de toda la humanidad” (Cardenal Angelo Bagnasco, presidente de la CCEE).

 

La llamada a vivir il 1° de septiembre una intensa jornada de oración es una invitación que proviene de diversas voces que al unísono proclaman:

“Señor, Dios mío, qué grande eres! Estás vestido de esplendor y majestad y te envuelves con un manto de luz. Todo lo hiciste con sabiduría, la tierra está llena de tus criaturas” (Sl 103-104)

Para profundizar:

https://www.vaticannews.va/it/chiesa/news/2018-08/prima-preghiera-ecumenica-per-il-creato-assisi.html#play

https://seasonofcreation.org/it/guide-it/

https://lavoro.chiesacattolica.it/

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.