Roma (Italia). El 7 de mayo de 2018 se ha iniciado en Roma, en la Casa generalicia, el Curso de Formación Permanente para un grupo de FMA misioneras ad gentes. Son 19 las participantes, provenientes de 13 Inspectorías y de 4 continentes.

El curso prevé un proceso en Roma con momentos de estudio, reflexión, visitas guiadas y compartir en pequeños grupos.

El 12 de mayo, las hermanas viajarán a Mornese, donde vivirán la fiesta de Madre Mazzarello y los Ejercicios Espirituales, guiados por Sr. Piera Cavaglià, sobre el tema “Un sueño de Dios que se realiza en el tiempo.”

Durante la parada en Mornese, podrán visitar los lugares de Main: el Colegio, la Valponasca, la Casa natal, los Mazzarelli, la Iglesia de María Auxiliadora, la Parroquia y el Cementerio.

El 21 de mayo concluirán los Ejercicios Espirituales y viajarán a Turín, con una parada en Nizza Montferrato, donde está prevista la visita al Instituto Nuestra Señora de las Gracias y el Archivo Histórico.

En Turín las hermanas se alojarán en la Comunidad Torino 35, donde está previsto el encuentro con Madre Yvonne Reungoat, presente para la fiesta de María Auxiliadora.

Además de la visita a los lugares de Don Bosco, el punto central de la parada en Turín es la celebración del 24 de mayo, que tiene un sabor particular este año, el 150º aniversario de la Consagración de la Basílica María Auxiliadora.

En la inauguración del Curso, la Consejera para las Misiones, Sr. Alaide Deretti, ha animado a las misioneras a vivir intensamente esta experiencia como un encuentro que forma y transforma, que genera vida en cada una y en el propio ambiente de misión, a través de la presencia de calidad y el testimonio de vida, además del servicio generoso y dedicado.

Subrayando el 150º de la Basílica de María Auxiliadora, la Consejera ha invitado a las hermanas a entrar en la “Casa de nuestra Madre” con corazón de hijas y a dar gracias por las intervenciones especiales de María en su vida y vocación misionera.

El grupo es acompañado por las hermanas del Ámbito Misiones y ha acogido esta oportunidad formativa como un tiempo de gracia para reavivar el ardor misionero y abarcar, con empuje y apertura de mente y de corazón, el mandato misionero de Jesús.

Para la jornada en Roma está planificada una peregrinación a las Basílicas papales y a la Basílica del Sacro Cuore, la participación en la Audiencia general con el Papa en la Plaza de San Pedro y un encuentro e intercambio de experiencias con las neo-misioneras presentes en la Casa generalicia.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.