Chennai (India). El 17 de noviembre la Iglesia celebró la tercera Jornada Mundial de los Pobres con el lema La esperanza de los pobres nunca será defraudada. En respuesta a la invitación del Papa, la Inspectoría india San Tomás Apóstol, de Chennai (INM), ha querido celebrar esta jornada de modo concreto, creativo y cargado de significado. Cada comunidad, en efecto, ha escogido sus propias iniciativas para expresar su comprensión, su implicación y la solidaridad para con los pobres: desde la distribución de alimento y de cobijo a los más pobres, al apoyo económico para las familias, a la contribución en los gastos médicos y escolares, a la visita a los pobres, a los ancianos y a los refugios para los sin techo. Éstas son sólo algunas de las modalidades concretas con las que las comunidades han demostrado su cercanía a los que tienen menos y, dado que el Papa Francisco subraya que “no hay ninguno tan pobre que no tenga nada para dar, las FMA se han enriquecido estando con los pobres y compartiendo lo que tienen. La esperanza es que esto sea sólo el inicio y estas buenas praxis se consoliden y continúen llevando alivio a los pobres en los años próximos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.